Madrid recomiendo hacer test de antígenos antes de las comidas y cenas de empresa

Madrid recomiendo hacer test de antígenos antes de las comidas y cenas de empresa

La Comunidad de Madrid ha solicitado a la patronal madrileña (CEIM) y a la Cámara de Comercio que, de cara a las celebraciones navideñas, hagan un llamamiento para que las empresas realicen test de antígenos a sus trabajadores para evitar que pueda haber contagios entre los empleados.

Por su parte, el consejero de Economía, Hacienda y Empleo de la Comunidad de Madrid, Javier Fernández-Lasquetty, ha enviado sendas cartas al presidente de la patronal madrileña, Miguel Garrido, y al de la Cámara de Comercio, Ángel Asensio, con el objetivo de que, voluntariamente, testeen a los empleados antes de las reuniones típicas por la fecha y así, mantener controlada la incidencia del coronavirus en la región. Lasquetty ha hecho hincapié en que la Comunidad cuenta «con buenos indicadores sanitarios», pero ha pedido a las empresas que sigan mostrando ese sentido de la responsabilidad que ha caracterizado a los ciudadanos madrileños: «Creemos que las cosas están bien, las empresas han ayudado mucho a que eso sea posible, pero tenemos que abordar la posibilidad de nuevos contagios», ha asegurado el político.

«Las empresas madrileñas ya han hecho millones de test de antígenos a lo largo de estos meses, y ello ha sido clave para mantener Madrid abierto y la pandemia contenida. Merece la pena volver a hacer el esfuerzo antes de Navidad», ha subrayado Lasquetty.

Por ello, el pasado lunes, CEIM ya ha recomendado a las empresas que en la medida de lo posible realicen pruebas de coronavirus antes de las navidades, muy diferentes a las del año pasado, gracias a la vacunación, que ofrece «una protección suficiente» y evita «el colapso» del sistema sanitario, ha destacado el presidente de la patronal.

El consejero de Sanidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, ya ha señalado que no considera que sea necesario establecer nuevas restricciones de cara a la Navidad, aunque sí se plantea reforzar el cribado masivo y volver a organizar test de antígenos a la población como los que ya se llevaron a cabo en el intercambiador de Plaza Castilla o el Wizink Center, con el objetivo de frenar los contagios y evitar que el virus se propague en las reuniones navideñas.