Los españoles avalan prohibir fumar en espacio al aire libre

Los españoles avalan prohibir fumar en espacio al aire libre

El 72% de los españoles se mostró partidario de restringir el tabaco, en todas sus formas, en terrazas y espacios al aire libre ya que afecta de manera directa a otras personas. 

Los datos arrojados por La Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (senFYC) en el sondeo que promueve desde hace 23 años, con motivo de la Semana sin Humo, muestran que los consultados manifestaron estar dispuestos a respaldar medidas más coercitivas con respecto a fumar en sitios públicos. 

Un 84,2% de los encuestados dijo sentirse expuestos al humo ambiental de tabaco, una respuesta que ha aumentado desde el recuento del año pasado cuando el porcentaje de personas era de 83,6%. 

La Organización Mundial de la Salud indicó que el consumo del tabaco a nivel mundial disminuyó, pasando de 1.320 millones en 2015 a 1.300 millones en 2020. Desde la organización se espera que esa tendencia continúe y en 2025 ese número desciende hasta los 1.270 millones de personas.

Los españoles están dispuestos a establecer más restricciones 

Un 85,5% de ese 72% de encuestados está a favor de ampliar la legislación sobre espacios libres de humo más allá de las terrazas en bares y restaurantes. 

Del mismo modo, el 67,9% de no fumadores y el 55% de exfumadores respondió que debería de estar prohibido fumar en lugares públicos al aire libre.

Y el 65,7% de los no fumadores y el 51,7% de los exfumadores concluyó que debería prohibirse fumar en las playas. En relación con fumar en el interior de los autos particulares, el 43,6% de los consultados considera que debería estar regulado. Y no es despreciable que incluso el 24,2% de los encuestados prohibiría fumar en la calle.

Medidas para reducir el tabaquismo 

El Ministerio de Sanidad pretende crear una nueva ley antitabaco, aunque aún no se conocen todas las medidas incluidas en Plan Integral de Prevención y Control del Tabaquismo 2021-2025. 

La Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ) sugirió cinco «medidas irrenunciables» para reducir el consumo de cigarrillos en España. La primera de ellas, subir el precio del tabaco, que no solo debe afectar a los cigarrillos y los puros, sino a «todas las formas» en las que se consume. También al tabaco de liar, las pipas de agua, los cigarrillos electrónicos y el tabaco calentado.