Fomento empezará la próxima semana el desmontaje del tablero del puente de la M-607

El Ministerio de Fomento ha declarado que empezará la próxima semana los trabajos de inicio para el desmontaje y posterior demolición del tablero del puente de la M-607 con la M-40 sentido a la capital. Fomento afirma que esta tarea se va a llevar a cabo una vez que han acabado los estudios previos de la estructura y en paralelo a los trabajos que se están realizando actualmente.  

Este puente lleva cerrado al tráfico desde finales del mes de julio, y fue más adelante, y como ya informábamos desde Norte Tres cantos, que se dieron cuenta que el estado del tablero estaba en mal estado y había que remplazarlo por otro.  

Del puente solo se van a conservar las cimentaciones y las pilas, que son las partes que están en buen estado, pero el tablero tendrá que ser sustituido debido a su deterioro. 

Fomento asegura que “para el desmontaje se ha proyectado una solución que garantiza la máxima seguridad en las maniobras y con mínima afección a las distintas infraestructuras que discurren bajo o en paralelo al puente actual, carreteras, ferrocarril convencional y alta velocidad, tuberías del Canal de Isabel II, conducciones de gas y líneas eléctricas aéreas”. 

En esta primera fase de la actuación, se va a seccionar el tablero actual, previamente apeada su carga a través de torres auxiliares metálicas y mediante cortes ejecutados transversalmente, y de tal forma que las diferentes piezas puedan ser manejadas con grúas de gran tonelaje.

Los trabajos darán comienzo con la realización de las cimentaciones de las torres metálicas auxiliares, así como las obras necesarias para la protección de los diferentes servicios afectados.

En paralelo a estos trabajos, se está llevando a cabo durante estos días la revisión del proyecto de fabricación y montaje de un nuevo tablero.  

Fomento garantiza que “el diseño realizado resuelve de forma definitiva la problemática estructural presentada a la vez que conjuga la compatibilidad de un nuevo tablero con las cimentaciones y pilas existentes, con la posibilidad de fabricación en un plazo reducido de tal forma que pueda ser puesto en servicio lo antes posible”.