El Ayuntamiento hace un llamamiento a la prudencia de los jóvenes tricantinos durante la noche de Halloween

El próximo sábado 31 de octubre será la noche de Halloween, pero este año, debido a la situación de emergencia sanitaria por la COVID-19, el Ayuntamiento quiere hacer un llamamiento a la responsabilidad y prudencia personal.

“Este año no podremos reunirnos para celebrarlo, ni ir a pedir caramelos, ni hacer fiestas infantiles. Ni el Ayuntamiento, a través de la Concejalía de Juventud, ni las asociaciones tricantinas, realizarán las actividades a las que todos los años nos tenían acostumbrados, como la fiesta en el Recinto Ferial o los pasajes del terror. La situación en la que nos encontramos es completamente diferente a otros años y el grave riesgo que supone para la salud de todos este tipo de eventos en los que se concentran tantas personas nos obliga a hacer un llamamiento a la población, especialmente a los más jóvenes, que son los que tienen que dar ejemplo de responsabilidad y prudencia en estas fechas” ha señalado el alcalde, Jesús Moreno.

Desde el Ayuntamiento se recomienda quedarse en casa a partir de la tarde noche noche del viernes 30 y cumplir con las restricciones y limitaciones de seguridad y movilidad, así como limitar las reuniones sociales establecidas por la Comunidad de Madrid hasta seis personas y su prohibición, tanto en el ámbito público como privado, entre las 0.00 horas y las 6.00 horas, limitando estos encuentros a convivientes.

A este llamamiento se suman las asociaciones juveniles, que informarán a los jóvenes sobre las medidas establecidas y la Policía Local y Guardia Civil estarán coordinados a partir de mañana viernes 30, con controles y patrullas a pie y vehículos para velar por el cumplimiento de la normativa.