Conciliación familiar y laboral: permisos de paternidad y maternidad – Parte I

Volvemos a acercarnos al Real- Decreto Ley 6/2019, de 1 de marzo, en el que se apuesta por la corresponsabilidad entre los progenitores, esto es, el reparto equilibrado de las tareas domésticas y de las responsabilidades familiares; la organización, el cuidado, la educación y el afecto de personas dependientes dentro del hogar, con el fin de distribuir de manera equitativa los tiempos de vida de mujeres y hombres. Esta corresponsabilidad se materializa, entre otros, con el reconocimiento a ambos progenitores al derecho personal e intransferible a disfrutar de 16 semanas de permiso de paternidad/maternidad por el nacimiento y la adopción, acogimiento o guarda con fines de adopción de hijo, de forma progresiva y con implantación plena en enero de 2021.  Estas novedades se reconocen también a los empleados públicos y a los trabajadores autónomos, mediante las necesarias modificaciones de la legislación que le es aplicable, y con las particularidades que en ellas se concretan.

Retomemos, pues, los cambios en los permisos de maternidad y paternidad: si en el anterior número comentábamos la ampliación progresiva del permiso de paternidad hasta equipararse en 2021 a las 16 semanas que disfruta la madre, ahora vamos a abordar de qué manera se pueden disfrutar de dichos permisos: 

  • Nacimientos* a partir del 1 de abril hasta 31 de diciembre de 2019: de las ocho semanas que ya están disfrutando los padres, dos al menos deben disfrutarse inmediatamente después del nacimiento del hijo/a. 
  • Nacimientos a partir del 1 de enero de 2020: de las doce semanas de permiso de paternidad que se establecen legalmente a partir de dicha fecha, al menos cuatro deberán ser disfrutadas de forma ininterrumpida tras el nacimiento.
  • Nacimientos a partir del 1 de enero de 2021: de las dieciséis semanas de permiso de paternidad que se establecen a partir del 1 de enero de 2021, al menos seis deberán disfrutarse inmediatamente después del nacimiento. 

En todos los casos indicados, el trabajador tiene Derecho a disfrutar de su permiso de forma fraccionada, de manera que si el trabajador hace uso de este Derecho, el periodo que le quede por disfrutar, se podrá distribuir en periodos semanales, a elección del trabajador, hasta que el menor alcance los 12 meses de edad. Dicho disfrute podrá ser de forma acumulada o interrumpida, es decir todo el periodo continuado o en periodos semanales pudiéndose acumular varias semanas y en régimen de jornada completa o parcial. La posibilidad de disfrute de la misma, a jornada completa o parcial, deberá ser previo acuerdo con la empresa. El trabajador deberá comunicar a la empresa los periodos sucesivos de disfrute del permiso de paternidad con al menos quince días de antelación. 

Recordemos también que con la equiparación en 2021 de los permisos de maternidad y paternidad, la madre ya no podrá ceder parte de su permiso al otro progenitor. Al igual que sucede con el permiso de paternidad, una vez transcurridas las seis semanas obligatorias tras el nacimiento, el resto de semanas, se podrán disfrutar por las madres del mismo modo que se ha indicado en el caso de la prestación por paternidad. 

En Lex&com somos especialistas en Derecho laboral. Consúltanos tu caso.

Gracia Coloma, Abogada ICAM nº 83.019

Socia fundadora de Lex&com Abogados 

*Cuando en el articulo nos referimos a nacimiento, se extiende a adopción, acogimiento o guarda con fines de adopción de hijo.