Ciudadanos: “La empresa municipal de Servicios”

La EMS es la empresa municipal que presta servicios a la ciudad y tiene un presupuesto de más de siete millones de euros. Para poder desarrollar su actividad necesita contratar trabajadores, como empresa pública que es, debe estar sometida en los procesos de contratación a los principios de igualdad, mérito y capacidad, además de dar la máxima transparencia a todos los procesos de selección. Desde hace meses el Grupo Municipal de Ciudadanos viene reclamando información sobre la contratación de personal y denunciando algunos procesos de los que somos informados por sindicatos y afectados, nunca por la gerencia o los responsables políticos de la empresa.

Hace unos días nos llegó información sobre un despido de una trabajadora durante el periodo de prueba, su plaza estaba vinculada a un contrato relevo, cumplía la ley ya que se encontraba en situación de desempleo y a pesar de que algunos le dijeron que “la plaza no era para ella”, se esforzó y trabajo duramente sin que le facilitaran medios (información, certificados, etc.) y aún así la despidieron sin ninguna explicación. Acto seguido, modificaron la plaza aumentando su categoría de un FPII a un Titulado Medio, incrementaron el salario, pero curiosamente mantuvieron las características del puesto para su contratación, sólo modificando la experiencia necesaria de dos a tres años en puesto similar. En otro caso se lleva a cabo un contrato relevo, sin que el relevista esté en situación de desempleo vulnerando las normas más básicas del Estatuto de los Trabajadores. Se han llegado a abonar más de 2.400€, lo que supera el propio salario del trabajador, en concepto de complemento, para evitar la normativa que regula las horas extraordinarias, y no se nos quiere dar información oficial de este y otros hechos.

Nos tememos que no se trata de un hecho inocente y de gestión diaria de una empresa como nos quieren hacer creer desde el gobierno. La EMS se ha convertido en el cortijo de algunos que a través de un “pacto de silencio” y amparándose en normas no escritas, proceden a contratar a amigos y allegados. No podemos consentir que en una empresa pública los responsables no estén sometidos al escrutinio público, actúen con impunidad y no rindan cuentas ante el pleno del Ayuntamiento y los ciudadanos.

Ciudadanos Tres Cantos